viernes, 9 de octubre de 2009

Batman: Año Uno, de Frank Miller

Todo héroe tiene un origen

Estreno hoy esta nueva y principal sección de este blog. Una sección en la que haré mis propios análisis sobre cómics relacionados con el Hombre Murciélago. Y sin más dilación, comenzamos con este gran cómic creado por Frank Miller, Batman: Año Uno.

Guión: Frank Miller
Dibujos: David Mazzucchelli
Tinta: David Mazzucchelli
Color: A color
Formato: 144 páginas
Fecha de Publicación: Junio de 1987

La historia relata los inicios de la carrera de Bruce Wayne como Batman y de James Gordon con el Departamento de Policía de Gotham City. La vida de estos dos individuos se entrelazan cuando descubren que son aliados en contra de los poderes corruptos en Gotham City. La historia también incluye la primera aparición del capo de la mafia Carmine Falcone.

"... desde aquí son espacios diáfanos de cemento y tejados nevados, el trabajo de hombres que murieron hace generaciones. Desde aquí parece un logro. Tendría que haber venido en tren. Tendría que estar más cerca. Tendría que ver al enemigo."

El cómic comienza con la llegada de James Gordon a Gotham City. Las primeras páginas sirven con introducción a lo que nos espera. Primero nos exponen el estado actual en el que se encuentra Gotham City con la visión pesimista de Gordon. Lo que muestra la primera página son la diferencia de ideas entre Gordon y Bruce Wayne que, conforme pasan las páginas, te vas dando cuenta de que estos dos personajes están destinados a encontrarse.

Las posteriores páginas muestra a Gordon en la oficina de Loeb, el actual Comisario de Policía que manda a Jim su primera misión junto con su nuevo compañero, Flass. Mientras tanto, Bruce Wayne es recibido por Alfred en la Mansión Wayne. Bruce continua con su entrenamiento para convertirte es el justiciero que el quiere. Se marchó de Gotham para aprender nuevas técnicas de combate, y viene aquí para ponerlo en practica. Gordon recibe una paliza de una banda de la ciudad, una de las viñetas hace pensar que el Comisario de Policía es corrupto al igual que su compañero Flass. Bruce se adentra en los barrios más marginales y peligrosos de Gotham, entre ellos el East End, en el que destaca la delincuencia y la prostitución. La primera viñeta de la pág. 12 la considero una de mis preferidas. A continuación se puede apreciar a Selina ejerciendo la prostitución con un hombre. Bruce Wayne interviene en una pelea con un hombre que posee una navaja entre sus manos. Como solo el gran Miller, me vuelve a conquistar con sus diálogos internos, todas las prostitutas intentar capturar a Bruce, incluida Selina Kyle quien, en un futuro no muy leano, se convertiría en Catwoman. La policía irrumpe en el barrio y detiene a Bruce Wayne que consigue escapar del coche, matando involuntariamente a los policías. Las siguientes viñetas muestran básicamente la desesoeración e impotencia de Gordon. Jim va en busca de una banda, una banda en la que se encuentra Flass, su propio compañero que deja tras una paliza en el suelo. Bruce recuerda el instante de la muerte de sus padres, un murciélago entra por la ventana y ese es el momento en el que Bruce sabe cual será su verdadero futuro.

En el Capítulo 2, Gordon continua sin parar en Gotham. Esta vez, Gordon consigue salvar la situación evitando una muerte. 9 de Abril, el día en el que el comienza una lucha contra la injusticia, el día que comienza a esparcirse el mito. Batman hace su primera aparición ante unos matones de tercera. Una buena viñeta con el extraordinarios dialogo interno de siempre, algo que destaco mucho en este cómic. Gordon recibe una llamada poco después de haberse acostado, tiene que averiguar quien es al persona que se disfraza de murciélago. Batman prosigue su lucha contra el crimen, las apariciones son cada vez más sonadas y lo que al principio parecía un mero hecho se a convertido en un problema más para la ciudad. Batman intercepta a Maroni y su banda irrumpiendo en una de sus lujosas casa. Gordon sospecha del Fiscal del Distrito: Harvey Dent, creyendo que es el quien se oculta bajo la capa. Batman se encuentra bajo la mesa. Las siguientes páginas recrean el, para mí, mejor duelo de este cómic. Batman fracasa en su intento de interceptar a unos delincuentes y la polícia comienza a rastrear la zona para buscar a Batman. Gordon no está por la labor de hacer nada, pero el Comisario ordena que abran fuego. Una bomba estalla delante de Batman...

Pero Batman consigue sobrevivir y se cuela por una trampilla. Mientras tanto, Selina duerme rodeada de sus gatos. La policía se adentra en aquella trampilla, no encuentran nada. Batman saca de su suela un dispositivo, ¿de qué se trata?. Batman consigue escapar de los policías saltando sobre ellos, una manda de murciélagos aterriza en la zona impidiendo la visibilidad de la gente. Uno de los policías fue ingresado con variso huesos rotos. Gordon conoce a Essen, su compañera de trabajo con la que lleva una gran amistad y que cada día, después de salir del trabajo se van a una cafetería a tomar un té. En uno de esos días, Gordon besa a Essen. Por una parte le entra remordiemientos, su mujer está embarazada. Selina se prueba por primera vez el disfraz de Catwoman. El capítulo concluye con otro dialogo interno de Gordon tras el beso con Essen.

Gordon intenta alejarse de ella pero dentro del despacho vuelven a besarse de nuevo. Batman intercepta a un hombre traficando con drogas. El Comisario cita a Gordon en su despacho y le adiverte de que si dice alguna palabra sobre lo sucedido con Flass le enseñará a su mujer unas fotos en la que sale Gordon besándose con Essen. Bruce Wayne concede una entrevista al comisario Gordon. Ahora Bruce es uno de los principales sospechosos, solo alguien con esa cantidad de dinero podría tener tantos artilugios. Bruce muestra una faceta patética que hace que Gordon deje de pensar en el como sospechoso. Nace el hijo de Gordon. Catwoman hace su primera aparición, todo el mundo cree que trabaja para Batman, un problema más para añadir. Secuestran al hijo y a la mujer de Gordon, la única manera de que lo suelten es que Jim se presente en la dirección que le indican. Gordon comienza un tiroteo contra los secuestradores, Bruce aparece en su moto y salva a su hijo. A continuación, se marcha sin dejar rastro alguno. Flass es detenido al fin y Loeb está a punto de confesar gracias a Dent. Essen se marcha de Gotham y la ciudad vuelve a la normalidad... por ahora. El cómic concluye con Gordon en la Azotea de la Comisaría esperando a Batman bajo la nieve.

"... en cuanto a mí... bueno, la ciudad está al borde de un ataque. Alguien ha amenazado con envenenar el embalse de Gotham. Se hace llamar Joker. Tengo un amigo en camino que quizás pueda ayudar. Llegará en cualquier momento" 

Conclusión Final: Un gran cómic de principio a fin. El guión de Miller es extraordinario y el diálogo muy fluido, no te pierdes en ningún momento. El dibujo de Mazzucchelli me gusta bastante, he de reconocer que antes de leerlo por primera vez no tenía mucha confianza en él, pero al final me ha terminado convenciendo de tal manera que cuando hablo sobre Batman en los cómics, siempre saco a la palestra a David. Cómics como estos son los que te hacen sentir orgulloso de ser un admirador de Batman.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada